EE.UU. dice personal ruso en Venezuela es una amenaza

 In Internacional

Washington. John Bolton, el asesor de Seguridad Nacional del presidente estadounidense, Donald Trump, insistió en denunciar el envío de personal y material militar a Venezuela por parte de Rusia y advirtió al Kremlin de que la Casa Blanca considera estas “acciones provocativas como una amenaza directa”.

“Seguiremos considerando este tipo de acciones provocativas como una amenaza directa a la paz internacional y a la seguridad en la región”, señaló Bolton en un comunicado en el que aseguró, además, que EE.UU. “defenderá y protegerá” sus intereses en el continente americano.

Por todo ello, el asesor advirtió con “vehemencia” a cualquier “actor externo” en contra de desplegar “activos militares” en Venezuela o en cualquier otra zona del continente.

“La Administración condena el continuado uso por parte de (el presidente de Venezuela) Nicolás Maduro de personal militar extranjero en su intento aferrarse al poder”, agrega el comunicado.

Bolton acusó a Maduro de recurrir a las Fuerzas Armadas rusas para buscar apoyo en su política de “represión” al pueblo venezolano, perpetuar la crisis económica que atraviesa el país y poner en peligro la “estabilidad regional”.

“Hacemos un llamamiento al ejército venezolano a cumplir con su obligación constitucional de proteger a los ciudadanos de Venezuela”, concluyó el asesor.

El comunicado fue emitido dos días después de que el presidente Trump aprovechara una reunión por sorpresa con Fabiana Rosales, esposa del líder opositor venezolano Juan Guaidó, al que reconoce como presidente, para declarar que “Rusia tiene que salir” del país caribeño.

El pasado fin de semana, soldados comandados por el mayor general Vasili Tonkoshkurov, jefe de Estado Mayor del Ejército de Tierra ruso, aterrizaron en el aeropuerto internacional de Maiquetía, el principal de Venezuela, a bordo de dos aviones militares.

EE.UU. sigue en contacto con Maduro

Las autoridades estadounidenses siguen en contacto con el Gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro, porque la ONU y la OEA, donde Venezuela mantiene misiones, tienen su sede en Nueva York y Washington, explicó a Efe el enviado especial de EE.UU. para el país caribeño.

“Ha habido algo de contacto porque la Organización de Estados Americanos (OEA) y Naciones Unidas están en Estados Unidos. De momento, al menos, el régimen de Maduro mantiene sus credenciales. Tenemos la obligación de permitir a sus diplomáticos estar aquí”, explicó.

Abrams aseguró que no ha vuelto a reunirse con el canciller venezolano, Jorge Arreaza, desde que a mediados de este mes EE.UU. evacuara a todos su personal diplomático de Caracas; y confirmó haberse visto con él en dos ocasiones anteriormente. Hasta ahora, EE.UU. no había confirmado esos encuentros que sí habían sidos desvelados por el propio Arreaza.

“No he vuelto a verme con Arreaza y, por el momento, no veo ninguna razón por la que podría ser útil verme con él. Cuando nos encontramos fue bajo el entendimiento de que esas reuniones eran confidenciales, pero ellos ignoraron este acuerdo y eso definitivamente no es aliciente para reunirnos con ellos”, aseveró.

Sin embargo, Abrams dijo que estaría dispuesto a verse con Maduro para debatir su salida del país, pero no para negociar, porque “ha probado que solo usa las negociaciones para comprar tiempo y dividir a la oposición”.

Llega cargamento con fármacos desde China

Un cargamento con 65 toneladas de fármacos y material médico llegó este viernes a Venezuela procedente de China en un “gesto de solidaridad” del país asiático y un ejercicio de soberanía de la nación caribeña, de acuerdo con el vicepresidente venezolano del área económica, Tareck El Aissami. “Este es un ejercicio de soberanía, de independencia, de dignidad, estamos venciendo el pretendido cerco y bloqueo que ha emprendido el imperialismo norteamericano” contra Venezuela, dijo El Aissami en el aeropuerto de Maiquetía.

Almagro llama a resolver la crisis

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, afirmó en la Reunión de Medio Año de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) que la comunidad internacional no debe descartar ningún mecanismo para resolver la crisis de Venezuela.

“Ningún mecanismo del derecho internacional debe ser descartado, es contrario al derecho, sería inmoral con el sufrimiento de un pueblo, con las graves violaciones a los derechos humanos”, manifestó Almagro.

Start typing and press Enter to search